Mexicano descubre fuente de energía limpia e inagotable

Posted · Add Comment

La investigación del Dr. Solís fue publicada en 2007 en la revista de acceso abierto Nature Precedings, donde puede consultarse bajo el título Photoelectrochemical properties of melanin (Propiedades fotoelectroquímicas de la melanina). Nature Preceding es una revista de publicaciones de hallazgos preliminares y sin revisión de pares, por lo que no se debe tomar como comprobada la información con todo el rigor de la academia. Así mismo, la solicitud de patente ante la oficina de Estados Unidos sí existe.

El tema ha sido reportado con anterioridad por otros medios de comunicación como CNN México (entre muchos más) en los últimos años. Sin embargo, el estudio de Solís ha sido acusado de ser pseudocientífico, al no hallarse publicaciones certificadas sobre el tema; de igual manera, Solís ha sido señalado por el registro de un medicamento “milagro” que funciona bajo sus principios de fotosíntesis humana no comprobados.

Mientras realizaba investigación para descubrir posibles tratamientos para los males de la ceguera, tales como el glaucoma, la retinopatía diabética y la degeneración macular causada por la vejez, el científico mexicano, médico cirujano del IPN, maestro de la UNAM y doctor en farmacología de la Universidad de Guadalajara, Arturo Solís, habría descubierto lo que ha descrito como una fuente inagotable de energía limpia.

El mecanismo funciona en base a agua y melanina mediante un  proceso bioquímico que se origina a causa de dicha molécula llamada melanina o polihidroxiindol. Ésta se encuentra tanto en la piel como en el cabello y el recubrimiento de la retina, pero es fácilmente reproducible de manera artificial y es capaz de romper los enlaces que unen al oxígeno y el hidrógeno en las moléculas de agua para luego realizar el proceso inverso y unirlas nuevamente, generando así una cantidad considerable de energía en ambos procesos.

El ciclo se puede repetir una cantidad incalculable de ocasiones, armando y desarmando la molécula del agua y liberando energía, sin que haya merma, debido a que la propia melanina ayuda a absorber nuevos fotones que están disponibles en el ambiente en las radiaciones electromagnéticas que normalmente nos rodean en todo el planeta, las cuales provienen del sol y del espacio.

Con estos fotones se nutre el repetido evento iónico o eléctrico que ocurre al armar o desarmar las moléculas de H2O. Esta es una manera muy esquemática de explicar lo que ocurre en el interior de la Bat-Gen, la cual es capaz de mantener encendida una lámpara de luz por más de 100 años, con la única necesidad de cambiar los focos cuando termina su tiempo de vida.

Como logro de este hallazgo, Solís elaboró una especie de batería inagotable a la cual denominó Bat-Gen. Afirma que el generador podría mantener encendida una ampolleta hasta por 100 años. Para demostrarlo ha dejado en su laboratorio en la ciudad de Aguascalientes, ampolletas que llevan más de cuatro años encendidas.

El proceso de investigación que ha realizado el Dr. Solís lleva cuatro años en evaluación por las oficinas de patentes de Estados Unidos, la Unión Europea, China e India, mientras que fue solicitada hace cinco años al Instituto Mexicano de Propiedad Intelectual y hasta la fecha no han dado respuesta. El único apoyo que ha recibido en su investigación ha sido la patente que le ha otorgado el gobierno de Rusia, el cual también le atribuyó un documento en el cual da testimonio de que este descubrimiento se realizó en el país de México.

Si este hallazgo se propagara por el mundo, podría ser una solución factible al problema de la crisis energética que el planeta estaría enfrentando. Sin embargo, el silencio por parte del gobierno mexicano ha mermado la investigación, provocando que muchos duden de su veracidad. ¿A ti qué te parece, un descubrimiento asombroso o solo un sueño?

La materia prima de este invento abunda en la naturaleza, pues sus componentes centrales son agua y una molécula que existe en la piel, el cabello y el recubrimiento de la retina humana, pero que se puede producir artificialmente: la melanina o polihidroxiindol.

Común en nuestros países, la indiferencia a las grandes aportaciones es común; la ciencia es ignorada, como es el caso del científico mexicano, Arturo Solís, quien descubrió la manera de elaborar una “Pila Infinita”, que genera electricidad a partir del agua y melanina.

Este importante descubrimiento de un proceso bioquímico, no solo no fue reconocido en México, sino que la patente fue otorgada por el gobierno ruso.

El hallazgo no es una fantasía ni aparece de la nada. Desde el punto de vista científico forma parte de la corriente de estudios que busca generar energía limpia a través del hidrógeno, que es el átomo más sencillo del universo, formado por un protón y un electrón.

 

 
 
Visión Empresarial

Manuel Ma. Contreras 228 Despacho 2, Colonia Vértice Toluca, México.
Teléfono: (722) 184 3202
e-mail: info@visionempresarial.org.mx

DMS